Prev Next
Héctor Olivares, el Doctor Endorfino

  La risoterapia es, primero, alegrar a los pacientes que están hospitalizados y segundo, que se alivian.      

Comentarios 13 Dic 2012 Sociedad

Buscando una ética para la sociedad digital.

  La proliferación de los medios de comunicación informáticos ha propiciado que en la última década se conformen nuevas dinámicas de socialización    

Comentarios 10 Oct 2012 Sociedad

Atletas del ritmo

  Desde hace algunos años, en las calles de algunas colonias y barrios de León se ha hecho común ver a grupos de jóvenes practicando break dance.    

Comentarios 28 May 2012 Sociedad

Rugidos y lágrimas.

  Una reflexión sobre la vivencia del futbol en una ciudad donde las ofertas recreativas y culturales son escasas.    

Comentarios 19 Dic 2011 Sociedad

El reflejo de… Tony Karam.

  ¿Cómo se debe de vivir una adolescencia sana? ¿Cómo se fomenta un buen convivio familiar? ¿Cuál es su postura? El reflejo de Tony Karam.  

Comentarios 02 Sep 2011 Familia

Relaciones y adolescentes.

  ¿Estamos preparados para orientarlos y educarlos en el manejo de su sexualidad?  

Comentarios 02 Sep 2011 Familia

Adolescentes: Más allá de la protección.

  Lo que llamamos sobreprotección puede conducir a un desarrollo patológico en los hijos.  

Comentarios 02 Sep 2011 Familia

Los adolescentes y su sexualidad.

  La adolescencia marca un periodo privilegiado en la tarea de desarrollarse emocionalmente y aprender a vivir la sexualidad.  

Comentarios 02 Sep 2011 Familia

Bullying: ¿Quién tiene la solución?

  Un fenómeno de conducta social que está dañando a niños y adolescentes.  

Comentarios 29 Ago 2011 Sociedad

La tarea de ser padres.

  El reto de la paternidad y el proceso de aprender a educar.  

Comentarios 19 Ago 2011 Familia

Tribus urbanas.

  Los motivos e importancia de los grupos subculturales en la formación de la identidad.    

Comentarios 19 Ago 2011 Sociedad

Ejercitándose para la adolescencia.

  Una breve guía para recordar, entender y afrontar como padre, el complicado proceso de la adolescencia en los hijos.  

Comentarios 19 Ago 2011 Sociedad

La enfermedad social escondida en la evasión y la aceptación.

  Resguardado en el marco de la convivencia social, el alcoholismo se ha convertido en uno de los principales problemas de salud pública en Guanajuato.    

Comentarios 18 Jul 2011 Sociedad

Los límites del cuerpo: Obesidad y anorexia.

  Históricamente, las condiciones socioculturales han determinado los requerimientos y cánones físicos que se espera sigan los miembros de una sociedad.    

Comentarios 07 Jul 2011 Sociedad

Suicidio: un fenómeno más allá de la salud mental.

  El suicidio es un hecho que se presenta de manera alarmante hoy en día. ¿Qué se hará para enfrentar dicha situación que involucra a toda la sociedad?  

Comentarios 30 Jun 2011 Sociedad

Navegante de mi propio criterio.

  La importancia de la formación crítica en la sociedad ante la titánica oferta mediática de la actualidad.    

Comentarios 26 May 2011 Sociedad

Save The Children.

  Violencia infantil desde la perspectiva de la fundación Save the Children México, Región Guanajuato.    

Comentarios 09 May 2011 Sociedad

La globalización y la persona actual.

  Reflexiones de Enrique Sierra en torno a la compleja situación actual del mundo.  

Comentarios 02 May 2011 Sociedad

América Latina y sus luces de Independencia.

  Un breve recuento de los procesos de formación de las naciones latinoamericanas.      

Comentarios 12 Abr 2011 Sociedad

Son los niños y jóvenes quienes en mayor medida hacen uso de las nuevas tecnologías y se relacionan a partir de ellas; han crecido a la par. En cambio, los...

Comentarios 11 Mar 2011 Familia

La actividades humanas dentro de los núcleos de convivencia se reguladan a partir de normas de diversa índole (morales, sociales, culturales, políticas, etc.) que van caracterizando las actitudes del individuo...

Comentarios 07 Mar 2011 Sociedad

CIENCIA - Calidad de Vida

 

Daniel del Río
Ecologista.
Contacto: Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

 

La importancia de una vivienda ecológica va más allá de cuatro paredes. Implica un estilo de vida, un compromiso con el entorno y con las próximas generaciones que habitan la esfera azul.

 La idea de una vivienda sustentable o ecológica no es algo nuevo. Por lo que sabemos de las técnicas constructivas de nuestros ancestros podemos descubrir una gran diferencia entre su forma y la nuestra. Su forma generalmente consideraba al entorno, es decir, al ecosistema como parte necesaria del ciclo de vida, del funcionamiento de las cosas; hoy pareciera que fuese todo lo contrario, y entre menos contacto tengamos con la naturaleza, mejor.

De salud a economía, de estilo a conciencia, generalmente estos son aspectos que una verdadera casa sustentable considera en su diseño; es decir, la mayor eficiencia y beneficios en todos los aspectos para brindar una armonía incomparable a quienes en ella habitan.

Por donde lo queramos ver, llevar una "vida eco", incluyendo por supuesto, nuestro hábitat o vivienda, tiene muchas ventajas. Lo único que podría mencionar como una pseudodesventaja es que a veces se tiene que invertir un poco más, tanto en dinero como en tiempo. Aunque no sucede siempre, esto aplica para algunas ocasiones: cada caso o diseño es diferente y, en gran medida, depende de nosotros mismos.

 

Salud

 

Un estilo de vida ecológico nos hace conscientes de que el problema ambiental es uno de los mayores a nivel global. Es decir, muchos sistemas de salud están en decadencia y, en general, la población sufre a causa de nuevas enfermedades y virus, malos hábitos como la falta de ejercicio y la mala alimentación, el estrés, que se ha convertido en el pan de cada día de millones de personas, o la medicina alópata, que prueba ser ineficiente en muchos casos.

Por lo anterior, vivir y desarrollarnos en un entorno sano se ha vuelto la prioridad para cada vez más personas. Generalmente las viviendas ecológicas toman en cuenta esto como punto de partida, y buscan no solamente construirse de materiales sustentables, sino de materiales que no contengan toxinas, y con diseños creativos que invitan a la relajación o, simplemente, a sentirse bien. A esto hay que sumar que, en gran medida, los diseños pueden, o deben, incluir áreas verdes, ya sea para la recreación o el cultivo de alimentos o flores, que sería un buen paso para remediar el estrés y mejorar nuestra alimentación, entre otras cosas. Todo esto contribuye a mejorar nuestra salud en todos los aspectos: mental, física e incluso espiritual.

 

Recursos económicos

 

Definitivamente el billete es uno de los objetos o ideas que más nos mueven, y por ende al mundo. Me atrevo a decir que ocupa el lugar número uno en el peldaño de las prioridades en la cabeza de más de uno, o en la cabeza de la humanidad. Es una excelente herramienta que se inventó con el propósito de facilitar la vida a las personas, sin embargo, esas mismas personas hemos hecho de esta herramienta un arma. Si las personas no estamos bien, difícilmente podremos tomar buenas decisiones, y precisamente esto es lo que pasa con el dinero: siendo una de las mejores formas de obtener poder, se ha convertido en el representante de la codicia y la desigualdad.

El equilibrio del ser humano se sostiene sobre 5 pilares: espiritual, mental, físico, social y económico. Cada quien los acomoda de acuerdo a sus prioridades, aunque el equilibrio resulta ser el más efectivo. Supongamos que ese ser humano es una casa cuadrada, que se sostiene sobre cinco pilares, uno en cada esquina y uno más al centro. ¿Qué pasa si quitamos uno de los pilares, o dos, o si no los mantenemos al mismo nivel?
 
Si bien en algunos casos los diseños ecológicos requieren un desembolso un poco mayor, generalmente esto termina convirtiéndose en una inversión, ya que gracias a diferentes tecnologías ahora es posible ahorrar o no depender de la electricidad pública, el gas, el agua o incluso de alimentos comprados; si sumamos todo esto nos podemos llevar una sorpresa.

     
Conciencia

 

Desde el principio de nuestros días hasta hoy, jamás nos habíamos encontrado en una situación igual o parecida. Lo que hace a esta época tan particular son los conocimientos, los avances tecnológicos, las comunicaciones y nuestra situación ambiental, social, económica y espiritual; nunca habíamos tenido tantas facilidades para vivir y, al mismo tiempo, tantas dificultades o retos; jamás tuvimos tanta información y contacto con el mundo entero, jamás habíamos tenido la capacidad de destruir nuestro mundo 150 veces con bombas, jamás se habían derretido los hielos eternos, jamás habíamos controlado tanto este planeta y las diferentes especies que habitan en él.

Es necesario asumir el hecho de que, para bien o para mal, nosotros somos los administradores de este planeta, es decir, de los millones de especies que habitan la Tierra (tan sólo de especies animales están clasificadas 1.75 millones aproximadamente), los humanos somos los únicos verdaderamente capaces de alterar las condiciones de vida o los procesos naturales del entorno. Esto representa una gran responsabilidad que nos corresponde asumir a todos. No basta con señalar y culpar a nuestros dirigentes, políticos, empresarios o guías; por eso es importante cuestionarnos: ¿qué hacemos hoy para salvar nuestro mañana?

Nuestra forma de vida, en términos generales, no puede seguirse manteniendo. Nuestros sistemas son ineficientes, obsoletos e incluso nocivos; nuestros hábitos autodestructivos y nuestra tendencia es seguir caminando como tratando de ponerle la cola al burro. Todo esto, entre otros motivos, es causado por falta de información y por las raíces tan profundas que ha echado el consumismo en nuestras vidas.

Casi cada producto en el que podamos pensar contiene químicos que, de alguna u otra forma, son tóxicos para el ser humano, desde la comida hasta la ropa, desde los aparatos electrónicos hasta los productos de limpieza. Cambiar nuestra forma de vida no necesariamente significa empeorar, sino por el contrario; ni siquiera tenemos que sacrificar las comodidades a las que estamos acostumbrados.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar